Antes de hablaros sobre los peligros de la leche de vaca y su inutilidad para prevenir la descalcificación de los huesos, quería explicaros una historia que no saldrá nunca en los medios de comunicación. 

La Nestle es una corporación al estilo de Monsanto, riminales asesinos sin escrúpulos,que además de comprarle la leche a la esposa del dictador Robert Mugabe,sus triquiñuelas en el continente africano para ganar dinero son escalofriantes,produciendo la muerte de millones de niños.

La estrategia de Nestle en Africa

La estrategia fue la siguiente: lograron penetrar en los establecimientos de salud e hicieron del personal del área (médico y enfermeras) sus agentes (nada encubiertos). Comenzaron a hacerse donaciones de leche a las mujeres embarazadas y se les advertía que podían “complementar” a sus bebes con estas leches. Como la lactancia materna funciona por un mecanismo perfecto de oferta y demanda al cabo de poco tiempo esa mamá que sustituía un algunas tomas de leche materna por el tetero de fórmula, comenzaba a producir menos leche hasta que un día decía “no tengo suficiente leche para mi bebe” en ese momento al volver al centro de salud para que le regalaran su lata de leche le decían, “bueno usted sabe que ahora debe pagarla”. Y allí comienza una larga historia de enfermedades, desnutrición y hasta la muerte de millones de niños y niñas.

El timo de la leche de vaca

La leche de vaca es apta para las necesidades nutricionales de los terneros, que a diferencia de los bebés humanos, duplican su peso en 47días (a diferencia de los 180 días que demoran los humanos), desarrollan cuatro estómagos, y llegan a pesar entre 1.100 y 1.200 libras en dos años. La leche de vaca contiene aproximadamente tres veces más proteínas que la leche humana y casi 50% más de grasa. 

El ser humano es el único animal que sigue tomando leche después de la lactancia,algo antinatural y nada saludable como leereis después.Hemos sido educados para entender la leche como algo imprescindible en nuestras vidas con propaganda manipuladora para beneficio de un sistema que poco le importa nuestra salud y mucho nuestro dinero.

No te cuentan que el contenido nutricional de la leche es muy parecido al de la carne,muy alta en grasas y colesterol,se le podría etiquetar como “la carne liquida”.

En el siguiente video el Dr. Sasha Barrio explica los peligros de la leche de vaca.

La Intolerancia la lactosa

Se calcula que un 40% de los animales humanos no toleran la lactosa,produciéndo problemas intestinales,esto es debido a que por generaciones con la práctica de la ramaderia nos hemos ido alimentando artificialmente de leche de otros animales,hasta llegar a conseguir que algunos cuerpos la toleren,esta es una muestra evidente de nuestro comportamiento anti-natural de tomar productos lácteos de procedencia no humana.

Los productos lacteos son ácidos, su elevado ph es fuente de desordenes en el organismo,produciendo graves enfermedades,incluso cancer.

El timo del calcio

El negocio de la salud es en parte sustentado por mentiras nutricionales como la de que tomar leche previene la descalcificación de los huesos.

A bombo y platillo anuncian muchas marcas de leche con letras bien grandes,aquello de enriquecida con calcio, pero no te explican que generalmente ese calcio lo sacan a base de “moler los huesos de animales muertos” introduciéndoles bien triturados en tu leche.

Para prevenir la osteoporosis o cualquier problema de descalcificación lo correcto es consumir menor cantidad de productos altos en proteínas como la carne los huevos y los productos lácteos debido a que hacen trabajar mas a los riñones causando la perdida de minerales como el calcio.

Como ejemplo:En países de otras culturas no occidentales este consumo es muchísimo menor y en África en consumo es casi nulo, curioso pero en África no conoce la osteoporosis.

Procesado de la leche U.H.T

¿Se han preguntado que es eso alguna vez? significa ultra high temperature, pero a lo que quiero ir es que toda leche procesada se le somete a una homogeneización: Este proceso consiste en, una vez extraída la leche de la vaca, esta leche no es homogénea sino que queda una capa de grasa en la superficie cuando reposa. Grasa saturada muy poco saludable.

Pues esta grasa en vez de retirarla, para que sepa mas entera la “remueven” con la leche tantísimo que esa grasa queda “disuelta” en moléculas de ínfimo tamaño y así no se forma la película de antes.

Estas moléculas tan pequeñas caben por las vellosidades intestinales intactas, esto quiere decir que son absorbidas sin digerir de ninguna manera. Con lo cual llega esa grasita animal saturada intacta a la sangre!!! y está demostrado que esa grasa tiene predilección por depositarse tanto en el pericardio (corazón) como en el hígado.

Problemas de salud

Cuando tomas leche de vaca , tomas caseina un prótido muy abundante en la leche de vaca , la caseína cuando la ingerimos en la leche de vaca está no hidrolizada (fragmentada) aquí es una sustancia viscosa (se emplea como pegamento en relojería y en carpintería), que en las personas se deposita en los folículos linfáticos que rodean al intestino, impidiendo la absorción de otros nutrientes y contribuyendo a la fatiga crónica y a alteraciones intestinales diversas.

Además, los fragmentos pequeños procedentes de la hidrólisis parcial de la caseína (péptidos), pueden atravesar en ciertas condiciones las paredes intestinales proteínas como la difícilmente digerible caseína, son absorbidas en el flujo sanguíneo en su totalidad y contribuyen al desarrollo de una variedad de enfermedades relacionadas con la autoinmunidad, incluyendo artritis reumatoide, lupus, cánceres… Se han descrito muchos problemas relacionados con los lácteos. Entre ellos podemos citar: problemas circulatorios, alergias, inmunodepresión, diabetes juvenil, enfermedades otorrinolaringológicas, asma, acumulación de mucosidades, especialmente en los órganos genitales femeninos y en el aparato auditivo.

Según el doctor francés Gauvin, las enfermedades de garganta, nariz y oídos se deben al elevado consumo de yogures y de leche y el doctor Oski, jefe de hospital pediátrico Johns Hopkins, asegura que muchos casos de asma y sinusitis mejoran o incluso desaparecen cuando se eliminan totalmente los lácteos de la dieta.

Anuncios